Con ataúd, familiares de acusado de homicidio exigen su libertad ante la supuesta falta de pruebas.


Aseguran que no es atendido en el Cereso de Pachuca de diabetes que padece.

Con ataúd, familiares de acusado de homicidio exigen su libertad ante la supuesta falta de pruebas.

Justicia

Agosto 05, 2020 03:10 hrs.
Justicia Estados › México Hidalgo
Ricardo Montoya › Líderes Políticos

1,889 vistas

Con un féretro que colocaron frente a la sede del juzgado 4 del Poder Judicial de la Federación (PJF) de la ciudad de Pachuca, Hidalgo un grupo de familiares y amigos de Juan Carlos Monroy Martínez, preso en el Centro de Readaptación Social (Cereso) de Pachuca desde diciembre pasado acusado de homicidio , tras asegurar que es inocente exigieron que a causa de la diabetes que padece el proceso legal continué en prisión domiciliaria, para evitar que se contagie de Covid 19.
Patricia Martínez Ruiz, madre de Juan Carlos aseguró que a pesar de que no hay ninguna prueba en contra de su hijo, fue detenido varios después de que se perpetró el homicidio del que es inculpado.
Raúl Escárcega Pérez, abogado de Juan Carlos dijo que la madrugada del 14 de diciembre un joven fue asesinado de dos balazos en el interior del bar Silvana, de Pachuca.
A pesar de que numerosas personas fueron interrogadas por los agentes investigadores, el abogado defensor aseguró que ninguno vio a Juan Carlos,quien se encontraba en una mesa cercana hacer los disparos.
’De hecho ninguna de las personas interrogadas por la autoridad investigadora vio quien o quienes cometieron el homicidio’, explicó.
Aseguró que en el bar hay 15 cámaras de video de las cuales ninguna captó el momento ni a los autores del crimen .
Dijo que la novia de la víctima, en su declaración aseguró que fue interceptada por ’una persona que nunca vio y quien la amago con un arma que tampoco vio y que le dijo que por bonita no la mataba y que se fuera a la chingada’.
En ningún momento la joven mujer hizo algún tipo de señalamiento contra Juan Carlos.
No obstante , ’en ese punto donde se encontraba la mujer había cinco cámaras de video y en ninguna aparece lo que dijo’.
Pese a que supuestamente no hay indicios para inculparlo, cinco días después, en Navidad de 2019 Juan Carlos fue aprehendido y recluido en el Cereso de Pachuca.
Por ello, la defensa de Juan Carlos interpuso un juicio de garantías ante la justicia federal para que lo proteja por la vinculación a proceso.
Mientras ese recurso legal se resuelve, tanto Raúl Escárcega como los familiares del inculpado pidieron que el proceso sea llevado en prisión domiciliaria , sobre todo por las complicaciones de la diabetes que padece y el riesgo de que se contagie por Covid 19.
’Juan Carlos es diabético juvenil desde los 15 años de edad, es trasplantado de un riñón y ha sido operado de los ojos a causa de la diabetes’.
El jurista señaló que en el Cereso no se le da el tratamiento adecuado .


Ver nota completa...

Escríbe al autor

Escribe un comentario directo al autor

Suscríbete

Recibe en tu correo la información más relevante una vez al mes y las noticias más impactantes al momento.

Recibe solo las noticias más impactantes en el momento preciso.